BIENVENIDO

 
 
  • Tito AstudilloSarmiento

Alicia

La violencia del silencio, la violencia de quien la practica y de quien la padece, la violencia de aquel o aquella que la invoca, provoca y/o convoca; la violencia de quien la censura practicándola, la violencia que se produce, reproduce y consume, la violencia de la censura que se naturaliza en los medios y las redes…


La violencia del lenguaje, de la imagen, la violencia gestual, la cotidiana violencia del miedo y la soberbia…


La violencia contra la mujer, contra el diferente, contra el vulnerable; la violencia que inventa vulnerabilidades para violentarlas una vez más, la violencia como cultura, como normal, como plataforma de relación…


La violencia como lenguaje, la violencia como natural, la violencia como respuesta a la diferencia, la violencia como morbo, la violencia de las etiquetas con que nos cualificamos…


“Hace ciento treinta años, después de visitar el país de las maravillas Alicia se metió en un espejo para descubrir el mundo al revés. Si Alicia renaciera en nuestros días, no necesitaría atravesar ningún espejo: le bastaría con asomarse a la ventana” (Eduardo Galeano)…


Si Alicia viera por la ventana de nuestras redes sociales; y, me refiero a ellas porque son el nuevo contenedor de nuestras relaciones, amistades, pensamientos, reflexiones, diálogos, conductas, hábitos y comportamientos; son ellas el registro de nuestras sociedades, nos clasifican y aíslan en homogéneas comunidades cerradas.


Si Alicia observara por la ventana de nuestras redes sociales quizá sonreiría el triste desencanto de encontrar una sociedad maniqueista a la deriva que, entre cerrados círculos de certezas ha renunciado la posibilidad de una verdad más grande…


Si Alicia observara por la ventana de nuestras redes sociales quizá omitiría la posibilidad de emitir un comentario para no ser presa de los radares de odio con que reaccionamos ante una posibilidad diferente…


Si Alicia observara por la ventana de nuestras redes sociales difícilmente enviaría solicitudes de amistad y más bien se preguntaría ¿qué tan profundo puede ser el ciberagujero en que cae nuestra modernidad?


Si Alicia observara por la ventana de nuestras redes sociales seguramente cerraría las suyas para no arriesgar la razón de la reflexión, por el consumo enlatado de la verdad única…


Si Alicia observara por la ventana de nuestras redes sociales creo que cerraría hasta las cortinas…

 

CONTACTO

tito 5.jpg
 

Seguir

©2018 by Tito AstudilloSarmiento. Proudly created with Wix.com